El legado de la familia Amthor: un gran museo para el país

Publicado el at 1:50 pm
11511 0

Por Roberto Silva Bijit

Fundador de “El Observador”

Uno de los tesoros ocultos que tiene La Cruz es el gran museo industrial y automotriz de la familia Amthor. Se trata de uno de los conjuntos patrimoniales importantes a nivel nacional, porque reúne en un solo lugar los vestigios de la primera fábrica de cemento en Chile y una de las colecciones más grandes de autos antiguos que uno se pueda imaginar.
La historia comienza en los inicios del siglo XX, cuando en el sector La Palmilla se instala la Fábrica Nacional de Cementos La Cruz, que funcionó entre 1902 y 1907, es decir, dejó de funcionar un año antes que se fundara Cemento Melón. Además de la que fuera una moderna fábrica, se creó un pueblito, con casas para los trabajadores y escuela para los niños, que siguió funcionando hasta 1990. La cal se sacaba de los cerros del fondo de La Palmilla y se procesaba en grandes hornos, algunos de los cuales sobreviven imponentes en el mismo lugar donde funcionaron hace más de un siglo.
Tras la quiebra de la empresa, los terrenos industriales quedaron a cargo del ingeniero alemán Herman Amthor Baufus y Samuel Nagel, que luego, a través de un remate, adquirieron la propiedad y lo que fuera la fábrica. Ellos mantuvieron, también desde allí, la empresa productora de cal “Cal Cruz”, que se mantuvo vigente hasta 1950.
La primera generación de Amthor en el lugar fue la de don Herman, la segunda de Pablo Amthor Merkel y la tercera de Pablo Amthor Castro, conocido cariñosamente como “Palín” y activo seguidor de la ruta trazada por su padre y su abuelo.
Un infarto al corazón se llevó de entre los fierros en los que pasó toda su vida a Pablo Amthor Castro. Fue la madrugada del martes pasado. Con su muerte queda abierto el legado histórico-patrimonial de una familia que conformó un Museo Abierto, como él mismo lo decía.
En ese ancho territorio, ubicado a ambos lados del camino de La Palmilla, pareciera que el tiempo se ha detenido. Hay decenas de autos de todos los modelos, desde los primeros que los asombrados transeúntes pudieron ver en la década de 1910. Una colección espectacular. Además hay piezas y partes de diferentes vehículos. El primer carro bomba con escalera telescópica que usaron los bomberos de la zona, motos, motonetas, bicicletas, cientos de herramientas, las primeras máquinas de escribir y artefactos mecánicos de todo tipo. Un museo único y emocionante, que por estar sin diseño para presentarlo no muestra todo lo grandioso que es y su valor a nivel nacional. Además están los hornos de cal y todas las maquinarias para producir cal, formando parte de lo que fuera la pionera fábrica.

Imagen cortesía de: Cuenta oficial de Facebook de la Dirección de Desarrollo Comunitario (Dideco) de la comuna de La Cruz.

En entrevista con “El Observador”, Pablo Amthor declaró en octubre del año pasado que: “Este lugar es un patrimonio de la industria en Chile. Es la primera fábrica a de cementos Portland del país. Siempre en mi familia hubo interés de mantener este espacio como Museo Abierto para que las nuevas generaciones lo conocieran”, pero decidió cerrarlo ante las pocas visitas que recibía.
“La idea de nuestra familia –precisó- era que la comunidad tuviera un Museo Abierto. Un espacio donde los visitantes pudieran reencontrase con un pasado que construyó mucha gente de talento y esfuerzo”. La entrevista finaliza con este llamado a la conciencia histórica: “Yo estoy dispuesto a que la gente venga a ver lo que guarda este lugar. Lo que sí aspiro es que quienes nos visiten sean personas responsables, que valoren lo que aún aquí existe y que tenemos la obligación de compartir con las nuevas generaciones. Alguien considerará esto para la historia de la industria o la construcción en Chile“.
Eso es lo que hay que hacer, intentar por todos medios posibles mantener este templo de nuestra historia, establecer vínculos con la familia y ayudar a la preservación y exhibición del gran “Museo Amthor”.

A continuación, el video de homenaje de la Dirección de Desarrollo Comunitario de La Cruz a la memoria de Pablo Amthor Castro:

Comentarios